Foto: somchairakin - stock.adobe.com
Foto: Grupo Acir

De acuerdo con el reporte “Reciclar, la falacia de la industria en la lucha contra la contaminación plástica. Estado del reciclaje en México”, presentado por la alianza México Sin Plástico y Greennpeace, solo 22 estados de la República cuentan con leyes para la gestión y prevención de residuos sólidos. Y demuestra que hoy no es suficiente con reciclar, sino reducir el consumo, ya que sólo se recicla 6.1 por ciento a nivel nacional.

En conferencia de prensa, Miguel Rivas, coordinador de la campaña de Océanos Sin Plástico de Greenpeace México, explicó que “el reciclaje es una parte de la solución, es una parte de la economía circular pero no es una solución por si mima para el problema de la contaminación por plásticos, y es porque nos faltan muchos años para tener infraestructura, capacitación para poder lograr una tasa de reciclaje decente”.

De acuerdo al INEGI en el 2016,  de los 2 mil 458 municipios y alcaldías del país, solo 77, es decir  3.13 por ciento, contaban con  centros de acopio registrados (1,060 centros), mismos que captaron solo el 0.03 % de las 40 millones de toneladas de residuos sólidos valorizables (plásticos, metales, vidrio, papel etc.). La capacidad de reciclaje del país es de apenas el 6.07% siendo en su mayor parte mediante la informalidad y concentrada en su mayoría en la Ciudad de México.

Estos números ponen en evidencia dos hechos indudables: un aumento indiscriminado en la producción, consumo y desecho de envases plásticos y la insuficiente capacidad para reciclarlos. Si a eso sumamos que la industria, a pesar de tener un discurso de compromiso con elevar las tasas de reciclabilidad de sus envases, crea envases cada vez más complejos, tecnológicamente imposibles de reciclar, tenemos que el reciclaje es inviable como única solución a la crisis de contaminación plástica.

 

Comentarios: