Quienes conocimos el internet antes de que existiera la banda ancha, recordamos el sonido del modem, la limitación para enviar archivos y que el teléfono siempre estaba ocupado, pero parece ser que se nos olvidó lo lento que era el poder ver una página de internet.

Hoy en día el 53% de los visitantes de un sitio web lo abandonan si tarda más de tres segundo es cargarse, esto de acuerdo con Akamai, empresa dedicada a diversas soluciones de contenido en internet.

Señalo que esta necesidad del usuario por ver el contenido que desea en el menor tiempo posible, obliga a las empresas a modernizar sus sitios y utilizar soluciones y protocolos que permitan una gran calidad, pero que no consuman muchos recursos al momento de realizar la conexión entre el usuario y su servidor, sin importar si se encuentra en una computadora o dispositivo móvil