Que ahora sí llegará la austeridad al próximo Congreso de la Ciudad de México, y es que atendiendo al llamado del Presidente Electo, Andrés Manuel López Obrador, los diputados locales electos de Morena, van a plantear reducirse el presupuesto de dos mil 600 millones al año a tan solo mil millones, para así acabar con los privilegios de los legisladores.

“Ningún diputado recibirá remuneración alguna adicional; independientemente de la responsabilidad que cumpla, quien presida la Mesa Directiva no va a tener recursos adicionales. Ahorros significativos en el rubro de eliminación de gastos médicos mayores privado, que todos los trabajadores del Congreso tengamos seguridad social del ISSSTE; no va a haber ningún fondo, ni vehículos, ni gastos de representación, no habrá viáticos. Se van a quitar apoyo del Día del Niño, de Madres, de Fin de Año, de Día de Reyes, eso no es un asunto legislativo”.

Así lo dijo este viernes Alejando Encinas, diputado local electo del partido Morena, acompañado del actual coordinador de la bancada en la Asamblea Legislativa, César Cravioto.

Encinas Rodríguez añadió que se eliminarán 22 comisiones que jamás sesionaron pero que sí recibieron recursos del presupuesto. También dijo que se reducirá la estructura administrativa, para quedarse únicamente con el personal necesario para ser funcional el trabajo legislativo.

Respecto al presupuesto de la Ciudad, adelantó que Morena planteará que sea un presupuesto austero pero equitativo para todas las alcaldías, independientemente del partido político que gobierne. Destacó que se buscará que los ahorros que se logren se destinen a infraestructura para mejorar los servicios públicos.