A pesar de que su nombre no aparece hasta el momento en ninguna averiguación tanto en México como en los Estados Unidos, Raúl Flores Castro, hijo de Raúl Flores Hernández “El Tío” solicitó un amparo para no ser detenido o extraditado.

El amparo promovido en el estado de Jalisco va dirigido en contra de posibles formas de proceder de la Secretaría de Relaciones Exteriores y la Procuraduría General de la República, que serían las autoridades encargadas de realizar este tipo de prácticas.

Cabe señalar que Raúl Flores Castro fue vinculado con gente dedicada al narcotráfico en el 2008 cuando viajaba en el mismo vehículo que Omar Caro Urias, hijo de Rafael Caro Quintero y David “El Magic” Mendoza en el día que el ex futbolista fue ejecutado en Jalisco.