El hecho de que Aleks Syntek ya no colabore como embajador de la buena voluntad en la UNICEF, no quiere decir que el cantante haya abandonado su responsabilidad con la niñez mexicana.

El también compositor yucateco ahora apoya a una fundación, en la cual comenta: “Ahora ya estoy con la Fundación Juconi, que es la fundación privada de Isabel Crowley, que cuando era presidenta de UNICEF me nombró embajador. Como decía yo, el chiste es que no pare mi intención de ayudar a los niños, que siempre han sido mi causa”.

Si bien, Aleks acepta que el episodio que protagonizó en redes sociales, donde insultó a diferentes usuarios, le afectó en su carrera, también comenta que ya superó el bache y que se prepara para el concierto que ofrecerá el 15 de junio en el Auditorio Nacional.

Ante esto, agradeció a aquellas personas que lo defendieron, y subrayó: “Porque saben y me conocen de 28 años en mi carrera, yo no soy un tipo de dimes y diretes ni chismes, así que pedí disculpas en su momento y le agradezco a quienes me dieron el beneficio de la duda”.