Uno de los líderes del grupo criminal “Los Viagras” afirma que el Gobernador de Michoacán le ofreció dinero para mantener la seguridad en la entidad.

A través de un video de cerca de 06:30 minutos de duración, Nicolás Sierra Santana, líder del grupo delincuencial que opera en los municipios de Tierra Caliente en Michoacán, aseguró que el gobernador Silvano Aureoles le puso una trampa por haber rechazado un acuerdo de 10 millones de pesos.

“El problema de Silvano, porque yo no le convengo, porque sé mucho”, dice Sierra Santana “Al inicio de tu campaña me mandaste un millón de pesos para que te ayudara con votos, Hace 20 días más o menos me mandaste a ofrecer 10 millones para que te garantizara yo la tranquilidad del estado”, continuó.

Manifestó que diez días después, el gobierno empezó a hostilizarlo por medio de operativos en la localidad de Pinzándaro, municipio de Buenavista, y otros “en los pueblos donde vivo”.

Dijo que los grupos y los michoacanos son títeres y distractores de los políticos que quieren mantener peleando a todo el mundo.
Incluso invitó a Derechos Humanos y los medios de comunicación a poner la mira en el gobernador, para que se dé a conocer la realidad que se vive en el estado.