(Con información de Notimex e imagen de MEXSPORT)

Vanessa Bryant, su esposa, y Magic Johnson, su amigo, lamentaron hoy la prematura partida de Kobe Bryant, que le impidió disfrutar su inducción al Salón de la Fama del Baloncesto, en esperada ceremonia programada el próximo 29 de agosto.

Mediante un video, donde está acompañada de su hija Natalia, Vanessa Bryant expresó que desearía que Kobe estuviera con ellas para celebrar el momento y compartió que su inducción es un alivio para lo que han vivido.

El 9 de febrero pasado, Kobe y su hija Gianna, de 13 años y quien ya seguía sus pasos en el baloncesto, fallecieron junto con otras siete personas en un accidente de helicóptero a las afueras de esta ciudad.

A su vez, Magic Johnson, otra leyenda del baloncesto y ex de Lakers de Los Ángeles, dijo sentir su corazón roto porque su amigo Kobe Bryant no estará físicamente en la ceremonia.

“La Clase 2020 del Salón de la Fama es la mejor que jamás se haya inducido, con Kobe, Tim Duncan y Kevin Garnett”, consideró Johnson, quien pronunció un sentido discurso en el funeral del apodado “Mamba Negra”.

A su vez, Jean Buss, presidenta de Lakers de Los Ángeles, expresó que “ninguna cantidad de palabras puede describir completamente lo que Kobe Bryant significó para el equipo”.

Compartió que su feroz competitividad, ética de trabajo, impulso y su deseo de triunfar lo llevaron a conquistar cinco títulos con Lakers y, al mismo tiempo, al Salón de la Fama, para compartir el espacio con los inmortales del deporte ráfaga.

“Todos podemos confiar en que este honor de Salón de la Fama es algo que Kobe apreciaría y lo haría profundamente. La más alta de las felicitaciones, querido amigo”, expresó la dueña del equipo.

-Fin de nota-