Hoy celebramos el Día Internacional Sin Dietas…

Fecha instaurada en 1992, por la feminista británica Mary Evans Young, que tiene como objetivo evitar los desórdenes alimenticios, aprender a aceptarse tal y como uno es, eliminar las obsesiones con ciertos esterotipos, luchar contra la discriminación del peso corporal y mostrar los peligros de algunas dietas como las llamadas dietas milagros.

Y es que anualmente, las dietas poco saludables son responsables de 11 millones de muertes prevenibles en todo el mundo.

De acuerdo con el Estudio de la Carga Global de las Enfermedades publicado por la revista The Lancet, nuestra dieta diaria ya mata más que el tabaco y actualmente está vinculada a una de cada cinco muertes en todo el mundo.

Por mala alimentación, México, se ubica en el puesto número 57 a nivel mundial y en la mitad de la tabla latinoamericana con una tasa de 192,6 muertes por cada 100 mil habitantes, al año.

Asimismo, arrojó que las dietas que contienen: demasiada sal (causando tres millones de muertes al año); muy pocos granos integrales (tres millones de muertes al año) o muy poca fruta (dos millones al año) son las más “peligrosas” para el consumidor.

Para el Día Internacional sin Dietas se adoptó como insignia un lazo azul claro, en alusión a la aceptación del cuerpo humano y la diversidad de sus formas.